Muere el actor River Phoenix

Muere el actor River Phoenix

El 31 de octubre de 1993, el actor River Phoenix, de 23 años, que apareció en películas como Quédate a mi lado y Mi propio Idaho privado, muere de una sobredosis de drogas afuera de un club nocturno de West Hollywood. En el momento de su muerte, Phoenix era considerado uno de los actores más prometedores de su generación y había recibido una nominación al Oscar al Mejor Actor de Reparto por su actuación en 1988. Quedarse sin nada.

Phoenix, quien nació como River Jude Bottom el 23 de agosto de 1970, tuvo una infancia poco convencional. Sus padres eran miembros de un culto religioso y trabajaron como misioneros en América del Sur. Phoenix comenzó a actuar profesionalmente cuando era adolescente e hizo su debut en la pantalla grande, junto con Ethan Hawke, en 1985. Exploradores. Phoenix ganó fama en 1986 Quédate a mi lado. Basada en una novela de Stephen King, la película fue dirigida por Rob Reiner y coprotagonizada por Jerry O'Connell, Corey Feldman y Wil Wheaton. Phoenix pasó a aparecer en películas como La Costa de los Mosquitos (1986), coprotagonizada por Harrison Ford y Helen Mirren; Una noche en la vida de Jimmy Reardon (1988), en la que interpretó el papel principal; y Pequeña nikita (1988), con Sidney Poitier. También en 1988, Phoenix apareció en Quedarse sin nada, sobre una familia que huyó del FBI por un atentado contra la guerra en el que los padres habían participado años antes. La película fue dirigida por Sidney Lumet y coprotagonizada por Judd Hirsch y Christine Lahti. Phoenix, quien interpretó al hijo adolescente de la pareja, perdió el Premio de la Academia al Mejor Actor de Reparto ante Kevin Kline por Un pez llamado Wanda.

Phoenix jugó contra el joven Indy en 1989 Indiana Jones y la última cruzada y luego protagonizó las aclamadas películas independientes Mi propio Idaho privado (1990), dirigida por Gus Van Sant y coprotagonizada por Keanu Reeves, y Pelea de perros (1991), con Lili Taylor. Phoenix también apareció en el thriller de 1992 Zapatillas con Robert Redford y Sidney Poitier. En la madrugada del 31 de octubre de 1993, Phoenix se derrumbó por una sobredosis de drogas frente al Viper Room, un club nocturno que en ese momento era propiedad del actor Johnny Depp y que se encuentra en Sunset Strip.

El hermano menor de Phoenix, Joaquin, también es un actor ganador de un premio de la Academia; sus créditos cinematográficos incluyen Gladiador (2000), Caminar por la línea (2005), Somos dueños de la noche (2007), El maestro (2012), Vicio inherente (2014) y bufón (2019).


Dentro de la vida de River Phoenix, el querido actor que murió a los 23 años

Una mirada a la vida del actor River Phoenix en el 24 aniversario de su muerte.

El martes marca el 24 aniversario de la muerte prematura de River Phoenix y # x2019 el 31 de octubre de 1993.

El actor tenía solo 23 años cuando murió afuera de Viper Room en West Hollywood debido a una sobredosis de drogas, pero dejó su huella en el mundo después de protagonizar películas queridas. Quédate a mi lado (1986), Quedarse sin nada (1988) y Mi propio Idaho privado (1991). Su última película, Sangre oscura, se completó en 2012.

En honor a Phoenix & # x2019s, estamos echando un vistazo a su rápido ascenso a la fama y al mejor trabajo de la estrella desaparecida pero nunca olvidada.

Una infancia inusual

Phoenix nació el 23 de agosto de 1970 en Madras, Oregon. Su familia se mudó un poco cuando Phoenix era un niño, viviendo en lugares como Texas, México y Venezuela como misioneros del movimiento religioso Hijos de Dios.

Fue en Venezuela donde River y su hermana Rain formaron un dúo de canto para ayudar a llegar a fin de mes. A veces actuaban en concursos de talentos y, a veces, como River le contó a PEOPLE en 1986, & # x201Cat aeropuertos y frente a hoteles & # x2014ya sabes, para comer & # x201D.

La familia finalmente se separó de Children of God y regresó a los Estados Unidos en 1977.

& # x201C Éramos niños de las flores, & # x201D Phoenix & # x2019s, el padre de John, le dijo a PEOPLE en ese mismo perfil. & # x201C Estábamos llenos de fe y queríamos a todo el mundo. Creo que los niños lo han aprendido. No creo que haya ningún prejuicio en sus huesos. & # X201D

Un ascenso temprano a la fama

Para cuando la familia llegó a California, River comenzaba a mostrar cierta capacidad de actuación. Algunos de sus primeros trabajos incluyeron algunos comerciales y un papel en la serie de televisión de corta duración. Siete puentes para siete hermanos en 1982. Phoenix hizo su debut cinematográfico en 1985 & # x2019s Exploradores junto a Ethan Hawke, pero su papel destacado llegó en 1986 con Quédate a mi lado, una película adaptada de una novela de Stephen King, donde interpretó a uno de los cuatro amigos que se propusieron encontrar el cuerpo de un niño desaparecido local.

Rob Reiner, el director de la película & # x2019s, le contó a la gente en 1986 sobre el actor & # x2019s & # x201C tremenda calidez. & # X201D & # x201CHe & # x2019s obviamente ha sido amado bastante & # x201D, dijo Reiner. & # x201CHis padres de alguna manera se las han arreglado para mantener lo que era puro y bueno sobre la moral & # x201960s y hacer que funcione. Cuando los niños son talentosos y tienen éxito, nunca se sabe si van a tomar las decisiones correctas. Conociendo a su familia, le doy a River una buena oportunidad. & # X201D


Leonardo DiCaprio vio a River Phoenix la noche en que murió: 'Desapareció frente a mis propios ojos'

Leonardo DiCaprio fue una de las últimas personas en Hollywood que vio vivo a River Phoenix.

Hablando de su nueva película con Brad Pitt y Quentin Tarantino, Érase una vez & # x2026 en Hollywood, la estrella compartió una de las experiencias & # x201C más siniestras y tristes & # x201D que tuvo en la industria del entretenimiento.

& # x201CI crecí venerando a River Phoenix como el gran actor de mi generación, y todo lo que siempre quise fue tener la oportunidad de estrechar su mano, & # x201D DiCaprio dijo don revista.

& # x201C Y una noche, en una fiesta en Silver Lake, lo vi subir un tramo de escaleras. Era casi como algo que verías en Vértigo, porque vi que había algo en su rostro, y yo & # x2019nunca lo había conocido & # x2014 siempre quise conocerlo, siempre quise tener un encuentro con él & # x2014 y él caminaba hacia mí y me quedé paralizado. Y luego la multitud se interpuso en mi camino, miré hacia atrás y él se había ido. & # X201D

Después de que Phoenix desapareciera entre la multitud, DiCaprio no se dio por vencido en tratar de conocer al querido actor.

& # x201CI subió las escaleras y bajó, y yo estaba como, & # x2018 ¿A dónde se fue? & # x2019 Y estaba & # x2009. & # x2009. & # x2009. & # x2009 camino a The Viper Room. , & # x201D DiCaprio explicó. los Quédate a mi lado El actor murió de una sobredosis de drogas a los 23 años en octubre de 1993 fuera del emblemático hito de Los Ángeles.

Al darse cuenta de que había visto a su héroe en funciones tan cerca de su muerte, DiCaprio se estremeció.

& # x201C Fue casi como si & # x2014 no & # x2019 no sé cómo describirlo, pero & # x2019 es esta cosa existencial en la que me sentí & # x2009. & # x2009. & # x2009. desapareció frente a mis ojos, y la tragedia que sentí después de haber perdido esta gran influencia para mí y para todos mis amigos, & # x201D el Revenant estrella continuó. & # x201C El actor del que todos hablamos. Solo para poder tener eso, siempre queriendo solo & # x2014 y recuerdo extender mi mano, y luego & # x2009. & # X2009. & # X2009. Dos personas vinieron al frente y luego miré hacia atrás, y luego él no estaba & # x2019t allí. & # X201D

Para hacer que la historia sea aún más completa, DiCaprio dijo que terminó volando a Nueva Orleans & # x201C para reunirse Entrevista con el Vampiro para interpretar el papel que Christian Slater terminó interpretando. & # x201D Phoenix originalmente había sido elegido para el papel.

VIDEO RELACIONADO: The Thai Beach de Leonardo DiCaprio & # x2019s Film La playa Cerrado a Turistas

Érase una vez & # x2026 en Hollywood ya ha recibido elogios de la crítica desde su estreno en el Festival de Cine de Cannes de 2019 este mes. Un crítico llamó a la película & # x201C impactante, apasionante, deslumbrantemente rodada & # x201D. Otro la llamó & # x201C la película más dulce y nostálgica de la carrera de Quentin Tarantino & # x2019. & # X201D Marca la novena película de Tarantino & # x2019.

La película tiene lugar en Los Ángeles en 1969, y el director Tarantino la llamó una & # x201Clove letter & # x201D a la ciudad en la entrevista con don.


La historia no contada de la estrella perdida River Phoenix - 25 años después de su muerte

La noche del 30 de octubre de 1993, River Phoenix, su novia, la actriz Samantha Mathis, y sus hermanos Leaf (ahora conocido como Joaquin) y Rain, entraron en Viper Room, el club de Los Ángeles propiedad de Johnny Depp. Mathis pensó que estaban allí solo para dejar a su hermano y hermana pequeños, "pero cuando llegamos me dijo: 'Oh, hay algunas personas que tocan música esta noche en el club y quieren que toque con ellos, está bien, ¿no?". ?'" ella dice.

No estaba bien con ella: pensó que irían directamente a su casa. “Sabía que algo andaba mal esa noche, algo que no entendía. No vi a nadie consumiendo drogas, pero estaba drogado de una manera que me hizo sentir incómoda, estaba muy por encima de mi cabeza ", dice ella. Pero ella sabía que él quería quedarse y pensó que no tardaría mucho; después de todo, algunas de sus cosas estaban en el maletero de su coche. En cambio, dice, comenzando a llorar: "Cuarenta y cinco minutos después, estaba muerto".

La semana que viene es el 25 aniversario de esa noche, cuando el joven actor que siempre se había cuidado de evitar todos los clichés habituales de las celebridades murió en la muerte más cliché de todas, en Sunset Boulevard a la edad de 23 años. Phoenix siempre había odiado la fama, pero consideró que su único beneficio potencial era que podía usarlo para bien y cambiar el mundo, hablando con urgencia en cada entrevista sobre el vegetarianismo y el medio ambiente. Es una plantilla que muchos han intentado copiar, pero ninguna tuvo éxito como Phoenix, porque creía en sus ideales más intensamente de lo que la mayoría de la gente cree en cualquier cosa.

Este era el niño que una vez salió corriendo de un restaurante llorando porque su novia, la actriz y activista Martha Plimpton, pidió mariscos. Nunca se sintió fascinado por el brillo de su propia celebridad cuando fue nominado al Oscar en 1989, por su actuación en Running on Empty, un periodista en la alfombra roja de los Oscar le dijo: “Es fácil quedar atrapado en Hollywood. alboroto, ¿no es así? "Mmm, no para mí, no lo es", respondió, luciendo un poco sorprendido por la pregunta. Pero reaccionar contra el éxito puede ser tan arriesgado como aceptarlo, porque puede convertirse en autodesprecio y confusión.

Consolando a Wil Wheaton en su destacada actuación en Stand By Me, 1986. Fotografía: Allstar / COLUMBIA PICTURES

"Ojalá pudiera ir a algún lugar donde nadie me conozca", sollozó en su actuación destacada en Stand By Me. Después de su muerte, su madre Arlyn (conocida como Heart) le dijo a la revista Esquire que su hijo compartía ese sentimiento: “A medida que River crecía, se sentía cada vez más incómodo siendo el chico del cartel de todas las cosas buenas. A menudo decía que deseaba ser anónimo. Pero nunca lo fue. Cuando no era una estrella de cine, era un misionero. Hay una belleza en eso, el hombre con la causa, el líder, pero también hay una profunda soledad ".

A diferencia de la mayoría de las estrellas que mueren jóvenes, Phoenix no solo se asocia con una muerte temprana, sino también con un talento precoz. Cada actor joven, desde Leonardo DiCaprio hasta Timothée Chalamet, que muestra una promesa temprana es comparado con Phoenix.

“Cuando River llegó a la audición, era obvio que tenía un talento increíble, asombroso. Sabía tocar instrumentos, era tan brillante y brillante que podía hacer cualquier cosa, de verdad ”, dice Rob Reiner, quien dirigió Phoenix en Stand By Me. Sin embargo, a pesar de lo talentoso que era, Reiner tuvo que convencer al entonces de 15 años de que mostrara su dolor en lugar de reprimirlo.

“Le dije: 'Quiero que pienses en un momento en que alguien, un adulto que es importante para ti, te defraudó'. Asintió y se fue a pensar unos minutos. La siguiente toma, en la que está llorando, es la de la película. Nunca me dijo lo que pensaba; asumí que tal vez sería uno de sus padres, pero no lo sé. Y cuando veo la película ahora, cuando él desaparece al final, es muy, muy triste ", dice Reiner.

De los cuatro niños actores de la película, solo dos, Wil Wheaton y Jerry O'Connell, llegaron ilesos a la edad adulta. Phoenix y Corey Feldman, quien ha dicho que fue abusado sexualmente por alguien en la industria del cine, tuvieron menos suerte. Le pregunto a Reiner si cree que eso refleja el destino de los niños actores en general, que hay un 50/50 de posibilidades de que salgan bien.

“No sé si refleja exactamente a los niños actores, pero más sobre si los niños actores tienen una base familiar suficiente para soportar las dificultades. Cuando vi a Leonardo DiCaprio en This Boy’s Life y What's Eating Gilbert Grape? Pensé: 'Guau, este chico es increíblemente talentoso, si no tiene algún tipo de amarre familiar, se va a caer en el fondo'. Así que cuando hicimos El lobo de Wall Street, le dije que estado preocupado por él. Dijo: "Aunque mis padres se divorciaron, siempre tuve una buena relación con los dos". Así que tenía esa base segura ", dice Reiner.

Con Keanu Reeves en My Own Private Idaho (1991). Fotografía: Warner Bros Inc.

Phoenix también parecía tener una fuerte conexión familiar durante Stand By Me, por lo que Reiner no se preocupó por él. "Tenía a su madre allí con él, y todos sus hermanos, todos estaban allí", dice Reiner, luego hace una pausa. “Pero sabía que su padre tenía problemas con el alcohol o algo así. Sabía que allí había problemas ".

Siempre es un error confundir a un actor con sus papeles, pero es imposible no darse cuenta de que todas las mejores actuaciones de Phoenix lo involucraron interpretando a un personaje con antecedentes familiares complicados. En My Own Private Idaho, probablemente su mejor actuación, interpretó a Mike, un estafador callejero que busca a su madre, quien dice: “Si tuviera una familia normal y una buena educación, entonces habría sido una persona bien adaptada ... De todos modos, no tenía un perro ni un padre normal, sí. Eso está bien. No siento lástima por mí mismo. Quiero decir, siento que estoy, ya sabes, bien adaptado ". Luego estaba Running on Empty, sobre un adolescente solitario atrapado en el estilo de vida fuera de la red de su familia. En The Mosquito Coast, interpretó al hijo de un hombre decidido a construir una utopía en Centroamérica. En Stand By Me, a su personaje le molestaba ser definido por la reputación de su familia.

En la década de 1980, se sabía que Phoenix tuvo una infancia excéntrica, pero, en retrospectiva, parece que pocos apreciaron lo extraordinaria que fue. Sus padres, John y Arlyn, viajaban hippies contraculturales y cuando River tenía solo tres años, la familia se unió a los Hijos de Dios, un culto cristiano que creía, entre otras cosas, que el sexo sin límites era una forma de amor (Rose McGowan era también criado en el culto). La familia se mudó de Venezuela a México a Puerto Rico para difundir el culto, y Phoenix fue enviada cuando era niña a buscar dinero para la comida. También fue, dijo más tarde en una entrevista, abusado sexualmente cuando tenía cuatro años. Phoenix casi nunca habla de los Hijos de Dios, pero su madre lo citó diciendo: “Son repugnantes. Están arruinando la vida de la gente ".

La familia estaba tan arraigada en el culto que John fue designado "el arzobispo de Venezuela", pero finalmente lo dejaron y se mudaron de regreso a los Estados Unidos. En cambio, Phoenix nunca fue a la escuela, su madre se puso en contacto con el director de casting de Paramount y Phoenix comenzó a trabajar a la edad de ocho años. Sus hermanos, Rain, Joaquin, Liberty y Summer, pronto siguieron su ejemplo.

Con Samantha Mathis en The Thing Called Love, 1993. Fotografía: Alamy Stock Photo

“Extrañamos un poco [tener una infancia normal] a veces, extrañamos a nuestros amigos, pero cuando vamos a algún lugar conocemos a otras personas. Pero luego hay que despedirse de ellos ”, dijo Joaquín de 13 años a un periodista en 1987, cuando un equipo de televisión visitó la casa de la familia en Florida.

“Creo que las oportunidades [en el cine] son ​​simplemente increíbles, las cosas que han logrado hacer y han ganado confianza. Creo que son niños bastante [normales] ", sonrió Heart.

La familia era cariñosa y cercana, pero John era complicado. En las fotos de él de la década de 1980, es la viva imagen de Joaquín y, según los informes, River lo vio más como un hermano pequeño que como una figura paterna. John tuvo problemas con el alcohol y, desde muy joven, Phoenix sintió que él, y no su padre, tenía que mantener a la familia.

“River me dijo el año pasado: 'Solo tengo que hacer una película más para ahorrar suficiente dinero para que mi hermana menor pueda ir a la universidad'”, recuerda Mathis. "No sé si eso fue cierto, pero recuerdo que él dijo eso".

Mathis me habla por teléfono desde su apartamento en Nueva York. Se ha escrito mucho sobre Phoenix a lo largo de los años, pero Mathis, que estaba con él cuando murió, nunca antes había hablado de él en profundidad. "Excepto para mi terapeuta", dice con una risa triste. En parte, esto ha sido por respeto a otras personas que lo amaban, y en parte porque ella estaba tan traumatizada por su muerte que bloqueó muchos recuerdos. Pero recientemente vio, por primera vez desde la muerte de Phoenix, The Thing Called Love, en la que coprotagonizaron y su última película terminada, y la hizo pensar en cosas en las que no había pensado en décadas. Entonces, cuando recibió un mensaje mío poco después diciendo que quería hablar con ella, sintió, dice, “como si el universo quisiera que hablara de él.

“Nos conocimos cuando ambos teníamos 19 años, y me apagó un cigarrillo en un club de Los Ángeles. Esto suena increíblemente cursi, pero sabía que algún día estaría con él. Simplemente se sintió condenado entre nosotros, y había tanta química ”, dice ella. Tres años después de ese primer encuentro, la premonición de Mathis se hizo realidad cuando fueron elegidos para The Thing Called Love.

Phoenix con su hermano Joaquin y su madre Arlyn, 1988. Fotografía: New York Daily News / NY Daily News a través de Getty Images

"Creo que reconocimos algo el uno en el otro", dice. Mathis había sido criada por una madre soltera y había estado actuando desde que era adolescente. “Veníamos de familias muy diferentes, pero quizás había algunas partes rotas en el otro que reconocimos. Encontramos puerto seguro ".

Después de la muerte de Phoenix, varias personas que lo conocieron hablaron sobre cómo habían visto al famoso actor de vida limpia caer en el abuso de drogas a lo largo de los años. Mathis, sin embargo, recuerda su último año como muy simple y feliz, recordando las veces que se quedaron con su familia en Florida y Costa Rica, donde tocaban música y cocinaban comida vegetariana. “Pasamos el rato con sus hermanos y llegamos a ser niños”, dice, llorando de nuevo. "Él era tan bueno pasando el rato".

Quizás en ausencia de una figura paterna, Phoenix llenó su vida de cuasi hermanos mayores que intentaron ayudarlo: Dermot Mulroney era uno, Dan Aykroyd otro, y Phoenix y Mathis se quedaron con este último por un tiempo en su casa en Canadá. Aykroyd había perdido a su mejor amigo, John Belushi, por una sobredosis de drogas poco más de una década antes y, según los informes, instó a Phoenix a mantenerse alejado de las drogas. Michael Stipe fue otro. “Nos conocimos a través de mi hermana”, dice Stipe. “Se mudó a Florida y se familiarizó con toda la familia. La visitaba y pasaba el rato con ellos, y tengo dos hermanas a las que quiero mucho, pero River era como mi hermano pequeño. Estamos exactamente separados por 10 años y él realmente se sentía como un hermano para mí ".

La madre de Phoenix había trasladado a los niños a Florida a medida que tenían más éxito en mantenerlos alejados de los elementos más sórdidos de la vida de Los Ángeles. Pero Phoenix todavía lo veía como su papel para salvar a la gente, y cuando comenzó a salir con varias personas creativas en Los Ángeles, trató de ayudarlas a dejar la heroína, llegando incluso a llevar a una persona en particular a rehabilitación. "Pero cuando necesitó ayuda, no lo ayudaron. De hecho, en algunos casos fue todo lo contrario ”, dice Mathis. Ella dice que Phoenix estuvo, hasta donde ella sabe, sobria durante el tiempo que pasaron juntos, “pero yo era muy joven entonces. Sin embargo, en los días previos a su muerte, supe que algo estaba pasando ".

Según el libro de 2013, Running with Monsters, del amigo de Phoenix, Bob Forrest, Phoenix había pasado los días anteriores en una orgía masiva de drogas con el guitarrista de Red Hot Chili Peppers, John Frusciante: “[River] se quedó con John durante los siguientes días , y probablemente no durmió ni un minuto. La rutina de las drogas se mantuvo bastante constante para todos nosotros. Primero, fume crack o eche cocaína directamente en una vena para obtener ese tintineo de campana cerebral eléctrica de 90 segundos. Luego, inyecte heroína para controlarlo y baje lo suficiente para poder mantener una conversación durante unos minutos antes de comenzar el ciclo nuevamente ”, escribió Forrest.

La noche del 30 de octubre de 1993, cuando Mathis se dio cuenta de que Phoenix quería quedarse en Viper Room, fue al baño. "Sabía que estaba drogado esa noche, pero la heroína que lo mató no sucedió hasta que estuvo en Viper Room. Tengo mis sospechas sobre lo que estaba pasando, pero no vi nada ”, dice. Cuando Mathis salió del baño, vio lo que ella pensó que era Phoenix en una pelea con otro hombre, y a los dos siendo empujados por la puerta lateral del club por un gorila. Cuando salió a la calle tras ellos, vio a Phoenix caer al suelo y convulsionar en la acera. Afortunadamente, esto fue antes de que los paparazzi se volvieran omnipresentes, por lo que nadie tomó fotos, pero también significaba que no había nadie para ayudar.

"¿Qué has hecho? ¿En que estas?" Mathis le gritó al otro hombre. "Déjalo en paz, estás estropeando su euforia", replicó.

Mathis trató desesperadamente de regresar al club para pedir ayuda, pero la puerta lateral estaba firmemente cerrada. Así que corrió hacia la puerta principal, buscó en el club a los hermanos de Phoenix y todos salieron corriendo.

Con Martha Plimpton en Running on Empty, 1988. Fotografía: Alamy Stock Photo

Joaquín llamó al 911 para pedir ayuda en una llamada telefónica que casi de inmediato se filtraría a las estaciones de noticias: “¡Está teniendo convulsiones! Ven aquí por favor, por favor, porque se está muriendo, por favor ", sollozó el joven de 19 años. Phoenix ya se había estancado cuando llegaron los paramédicos y fue declarado muerto en el hospital. Había muerto por una sobredosis de cocaína y heroína.

Después de su muerte, todos tenían una teoría sobre cómo el hermoso niño con tan grandes aspiraciones había salido tan mal. Hoy, Mathis lo recuerda como “sensible y obsesivo. Sentía cosas en su corazón muy profundamente ". Plimpton dijo después de su muerte: "Era solo un niño, un niño de muy buen corazón que estaba muy jodido y no tenía idea de cómo implementar sus buenas intenciones".

Phoenix era más joven que James Dean cuando murió y su muerte fue al menos igual de fundamental para su generación. Antes de morir, parecía un éxito aún más seguro que Tom Cruise, y su ausencia dejó espacio para que emergieran otros actores jóvenes: DiCaprio, obviamente.

"Leo me dijo que vio a River la noche que murió, antes de ir a Viper Room", dice Reiner. "Y eso podría haber sido [una advertencia], porque Leo nunca se metió en las drogas". DiCaprio terminó desempeñando al menos dos roles que estaban destinados a Phoenix, tomando la delantera en The Basketball Diaries y Total Eclipse.

Pero la razón por la que Phoenix todavía es venerado hoy no es por su ausencia, sino porque todavía se siente muy presente. Era un actor tan natural que su trabajo permanece sorprendentemente sin fecha y, aunque ser un misionero / actor podría haberle costado personalmente, en gran medida tuvo éxito en su misión. Una de las mayores ironías sobre Phoenix es que odiaba la celebridad y trató de remodelarla, pero al hacerlo, sin darse cuenta, acuñó muchos de los clichés que ahora la definen: rara es la celebridad de hoy que no habla sobre el vegetarianismo y el medio ambiente. También hizo que ser actor con un proyecto paralelo, su banda, Aleka’s Attic, pareciera genial en lugar de indulgente, porque sugería que su creatividad no podía estar contenida en una forma de arte. Es casi imposible imaginar, digamos, a Kurt Cobain, quien murió un año después de Phoenix, en el mundo de las celebridades de hoy, pero es extremadamente fácil imaginar a Phoenix viviendo en un rancho en Idaho o California, actuando ocasionalmente en películas independientes, instando a todos que levantemos la vista de nuestros teléfonos y pensemos en la tierra, el mar y el cielo.

"Estoy mirando una foto de él ahora, oh wow ...", dice Mathis, apagándose brevemente. “Creo que si River todavía estuviera aquí, creo que estaría actuando, dirigiendo, salvando el medio ambiente, simplemente viviendo y pasando el rato. Dios mío, ¿no sería agradable? "


River Phoenix murió hace 25 años. Todavía se está alejando de nosotros.

WEST HOLLYWOOD, CALIF. - Aquí, en la esquina de Sunset y Larrabee, River Phoenix se llevó a cabo desde los oscuros recovecos de la discoteca Viper Room en las primeras horas de Halloween hace 25 años. "Era esencialmente líquido", dijo un testigo. Murió en la acera donde colapsó, víctima de heroína metabolizada, cocaína y exceso de Hollywood.

Tenía 23 años. Tiene 23 para siempre.

En esos 23 años, Phoenix logró ser muchas cosas. Era una estrella, un actor serio con una nominación al Oscar por "Running on Empty" y un culto de seguidores por "Stand by Me", pero también un elemento básico rompecorazones de Tiger Beat. Era un ecologista acérrimo algo adelantado a su tiempo y un activista franco por los derechos de los animales. Era un aspirante a músico con una historia de fondo seductora: una infancia itinerante en un culto notorio con padres hippies idealistas y cuatro hermanos menores dotados.

Su muerte, en el apogeo de su fama, cuando parecía que mucho más vendría en su camino, fue un golpe en el estómago: habíamos visto esta película antes. También habíamos visto las secuelas: todas las hermosas estrellas que vivieron rápido y murieron jóvenes solo para volverse más grandes en la muerte, consagradas como leyendas.

Sin embargo, Phoenix extrañamente se ha alejado de nosotros, afligido pero rara vez celebrado. Su muerte fue rápidamente ensombrecida por el suicidio de Kurt Cobain y otras tragedias de la era del grunge. Las películas de Phoenix desaparecieron del radar cultural. Los otros chicos hermosos y talentosos de su época ganaron seriedad e intriga a medida que maduraban y se convertían en estrellas de primera. Es más difícil que nunca imaginar a Phoenix en la mediana edad, pero también, quizás, innecesario.

En el funeral, celebrado en una sala de proyecciones en Paramount Studios, la madre de River apretó la mano del director Rob Reiner. "Creíamos que podíamos usar los medios de comunicación para ayudar a cambiar el mundo", dijo Heart Phoenix, "y que River sería nuestro misionero".

Murió de speedball pero pasó su vida como un vegano proselitista. Una vez huyó llorando de un restaurante después de que su novia Martha Plimpton pidiera mariscos. "Bebí una Coca-Cola Light una vez y él estaba furioso conmigo", dijo a Los Angeles Times la actriz Christine Lahti, quien interpretó a su madre en "Running on Empty". "Él era tan inflexible sobre una vida limpia y pura".

Como muchos íconos adolescentes, Phoenix era delgado e increíblemente bonito, con una nariz perfecta para saltar en esquí y una cortina rubia cayendo en cascada sobre su rostro sombrío. Rara vez sonreía en películas, primeras actuaciones televisivas o fotografías. Sullen era una especialidad. Las entrevistas fueron un ejercicio de dolor.

Aparecer ante una cámara "me aburre y me asusta la mierda, para ser franco", dijo durante una entrevista promocional de 1991 en "My Own Private Idaho", en la que nunca se quitó las gafas de sol. "Por eso, cuando estoy en el set, nunca miro a la cámara. Estoy muy asustado en este momento".

La oscuridad, era comprensible. Sus padres, jóvenes, pobres y buscadores, se desviaron en sus primeros años. Tomaron su apellido del pájaro mítico y bautizaron a sus hijos con un estilo similar: Lluvia, Joaquín, Libertad, Verano. El mayor de los cinco hijos que tuvieron juntos recibió su nombre del río de la vida en el "Siddhartha" de Hermann Hesse, siendo Hesse el furor de la contracultura. (Su padre también tenía una hija mayor, Jodean, de una relación anterior). Cuando River era un niño pequeño, la familia se unió al controvertido movimiento religioso Hijos de Dios, un viaje que los llevó de Florida a México, Puerto Rico y Venezuela. Más tarde habló del abuso sexual que sufrió durante sus primeros años en esa fe. Su educación formal fue casi inexistente. Cuando la familia se separó del culto y aterrizó en Los Ángeles, los niños cantaron en las calles para ganarse la vida. Firmaron con un agente de talentos y Phoenix consiguió sus primeros comerciales a los 10 años.

En la adolescencia, Phoenix era un veterano de la tarifa televisiva estándar de los 80: una serie de una temporada ("Siete novias para siete hermanos"), un lugar invitado en "Family Ties", un "After School Special" (sobre dislexia), un -Película para televisión (violencia doméstica) y una miniserie (los Kennedy).

Su avance en la pantalla grande se produjo en "Stand By Me" de Reiner, un drama sobre la mayoría de edad protagonizado por un grupo de jóvenes actores a seguir, sobre un grupo de niños que descubren un cadáver en el bosque. Fue lanzado en 1986, unas semanas antes del cumpleaños número 16 de Phoenix. Phoenix parecía aún más joven, pero proyectaba la conmoción de alguien mucho mayor.


La promesa perdida y el desconcertante legado de River Phoenix

Hace veinticinco años, River Phoenix yacía en el frío pavimento de una acera de Hollywood, a unos pasos de un famoso club nocturno, sufriendo una sobredosis de heroína y cocaína. Mientras una multitud de curiosos vestidos con disfraces de Halloween se reunieron a su alrededor y a su hermano menor. Joaquín llamó al 911, dentro del club nocturno, el Viper Room,Johnny Depp estaba en el escenario con su banda P, tocando una canción sobre la celebridad de Hollywood. Espeluznantemente, el nombre de Phoenix marcó: "Finalmente hablé con Michael Stipe / Pero no pude ver su auto / Él y River Phoenix / Nos vamos a la carretera mañana ".

A la 1:51 a.m. el 31 de octubre de 1993, River Phoenix fue declarado muerto. Tenía solo 23 años. Fue una tragedia para quienes lo conocieron y lo amaron, y un evento devastador para todos los jóvenes fanáticos que habían colgado carteles de él en sus paredes, y para todos los espectadores que se habían emocionado con sus actuaciones. Marcó el final de una carrera corta pero prolífica, que abarca 13 películas y una serie de televisión de corta duración. En vida, River Phoenix todavía estaba averiguando qué tipo de estrella de cine quería ser: ¿chico modelo, ídolo hippie, activista desaliñado? Ahora se volvió a plantear la pregunta: ¿qué tipo de icono sería en la muerte?

La suposición de muchos observadores de Hollywood era que Phoenix ocuparía su lugar en el panteón cinematográfico como el "James Dean vegano": un símbolo de una juventud inquieta, cargada de más talento y belleza del que él sabía qué hacer, llegando a un abrupto, final temprano. Eso no sucedió.

Una razón fueron los contornos inusuales de la filmografía de Phoenix: después de que te quitaste la escoria (Pequeña nikita) y los fracasos moderadamente interesantes (La Costa de los Mosquitos), quedan cuatro excelentes películas donde tuvo un papel protagónico. Pelea de perros era un lírico de dos manos con Lili taylor sobre un encuentro improbable compartido por una camarera de una cafetería y un barco de la Marina de los EE. UU. a Vietnam. Quedarse sin nada Phoenix obtuvo una nominación al Oscar por su interpretación de un prodigio del piano que era hijo de radicales de la década de 1960 que permanentemente se escondían del gobierno federal. Ninguna de las dos películas fue un éxito, ambas están olvidadas hoy en día. Su papel duro pero vulnerable en Quédate a mi lado lanzó su carrera, pero debido a que tenía solo 14 años en el momento en que hizo la película, no necesariamente sentimos que estamos viendo a la misma persona que lo haría de adulto. His performance as Mike Waters, the narcoleptic street hustler in Gus Van Sant’s My Own Private Idaho, remains iconic, and groundbreaking in the history of queer cinema—but the movie is rarely seen now, maybe because there’s no easy way to coherently cut it down for basic cable.

Nobody in 1993, however, could have predicted the primary reason that Phoenix didn’t transform into a golden legend after he died: the events of April 5, 1994. In the carpeted room above a garage in Seattle, Kurt Cobain pointed a shotgun at his own head and pulled the trigger. Apparently the 1990s had room for just one beautiful blond boy who symbolized youthful tragedy, and Cobain was it.

So if Phoenix isn’t the “vegan James Dean” or even the “Kurt Cobain of Hollywood,” what is he?

Human beings are complex organisms, believing many different things—only some of them contradictory—over the course of a lifetime. In death, they often get reduced to one quality, like a supporting character in a newspaper comic strip. Animal-rights advocates might remember Phoenix as a vegan pioneer. (Veganism was so unusual when he began advocating for it that some magazines instead referred to him as “ultravegetarian.”) Environmentalists can honor Phoenix’s efforts to buy up swaths of rainforest, one of the first Hollywood stars to do so. Fellow cult survivors may draw lessons from Phoenix’s childhood in the Children of God and the sexual abuse he suffered as a result of its doctrines.

It’s an absurdly heavy burden to be held up as the symbol of a generation, especially when the generation is still trying to figure out what it stands for itself. Before everyone settled on “Generation X” as the nickname for Americans born between the late 1960s and the early 1980s, one of the tags that got kicked around for that demographic trance was “the Slacker generation,” inspired by the rambling 1991 Richard Linklater film.

As it came of age, the generation was popularly defined by irony and listlessness, which meant that anyone within it who was visibly working hard, such as Google founder Larry Page or Yankees shortstop Derek Jeter, was automatically disqualified as a symbol. Heroin took that disaffected pose and enforced it chemically: Kurt Cobain didn’t kill himself to fulfill his generational destiny, but his death somehow felt inevitable in retrospect.


Death of an “Unwritten Legacy”

Since his days in My Private Idaho, River was rumored to be taking drugs. He was such a perfectionist that to play his role perfectly, he often hung with male hustlers and took drugs.

His family and his own girlfriend Martha tried to change him, but he was in too deep. Unable to change his mind Martha broke up with him, and he chose drugs to drown his loneliness and pain.

And on the night of Halloween, his habit took the best of him. Sobre October 31, 1993, he died in front of Viper club surrounded by his loved ones, family, and his girlfriend Samantha Mathis.

los 5 ft 10 inch tall 23 years old actor River Phoenix was pronounced dead at 1:29 A.M. with a drug overdose. The media and fans were outraged and in complete chaos from the star’s sudden death.

What happened to Aleka’s Attic after River Phoenix’s death?

River Phoenix died at the young age of 23. No one could believe that the star who was on the road to stardom and big projects would die so young. Soon after his death, Aleka’s Attic also disbanded, and his sister Rain went solo.

The following day the fans and loved ones made a makeshift shrine to honor his untimely demise with flowers, candles, and murals.

Johnny Depp, owner, and friend of River, also closed the Club temporarily. But his image of squeaky clean, humanitarian was thrashed by media as a drug addict adult who was unable to control his urges.

Phoenix was cremated, and his ashes were scattered at his family ranch in Micanopy, Florida. Even after 25 years of his death, he is still remembered by his loyal fans.

River Phoenix’s recent net worth is estimated to be $5 Million. But there’s no doubt that he would have been big and influential if he had been still alive.


But who was with River Phoenix when he died?

In the 27 years since his passing, many details about the night of River’s death have been revealed. 

On Oct. 30, 1993, River was with some of the closest people to him. The group included his girlfriend, Samantha Mathis, as well as his brother, Joaquin, and sister, Rain Phoenix — who was also his bandmate.

Joaquin was known as Leaf at the time, which was the birth name he was given by his controversial family.


River Phoenix American Actor

River Phoenix was in relationships with Samantha Mathis (1992 - 1993) , Suzanne Solgot (1989 - 1993) and Martha Plimpton (1986 - 1989) .

River Phoenix is rumoured to have hooked up with Marlee Matlin (1988) .

Sobre

American Actor River Phoenix was born River Jude Bottom on 23rd August, 1970 in Metolius, Oregon, United States and passed away on 31st Oct 1993 West Hollywood, Los Angeles, California, United States aged 23. He is most remembered for Stand By Me (1986). His zodiac sign is Leo.

River Phoenix was in 7 on-screen matchups, including Ann Magnuson in A Night in the Life of Jimmy Reardon (1988) , Ione Skye in A Night in the Life of Jimmy Reardon (1988) , Lili Taylor in Dogfight (1991) , Martha Plimpton in Running on Empty (1988) and Meredith Salenger in A Night in the Life of Jimmy Reardon (1988) .

Contribuir

Help us build our profile of River Phoenix! Inicie sesión para agregar información, imágenes y relaciones, participar en discusiones y obtener crédito por sus contribuciones.

Estadísticas de relaciones

EscribeTotalMás largoPromedioMás corto
Tener una cita3 3 years, 5 months 2 years, 6 months 12 months, 4 days
Rumoured1 2 months, 1 day - -
Total4 3 years, 5 months 1 year, 11 months 2 months, 1 day

Detalles

Primer nombre río
Middle Name Jude
Apellido Fénix
Nombre completo al nacer River Jude Bottom
Nombre alternativo Rio
La edad 23 (age at death) years
Cumpleaños 23rd August, 1970
Lugar de nacimiento Metolius, Oregon, United States
Died 31st October, 1993
Place of Death West Hollywood, Los Angeles, California, United States
Cause of Death Drug Overdose
Enterrado Cremated in Micanopy, Florida, United States
Altura 5' 10" (178 cm)
Construir Slim
Color de los ojos Azul
Color de pelo Rubio
Distinctive Feature His Environmentalism, Early pioneer of Veganism, His naturally blonde hair, His fresh complexion
Signo del zodiaco León
Sexuality Derecho
Religión Cult
Etnicidad blanco
Nacionalidad americano
Texto de ocupación Actor, Musician And Activist.
Ocupación Actor
Claim to Fame Stand By Me (1986)
Music Genre (Text) Alternative rock, Folk rock
Year(s) Active 1988–1993, 1982�
Instrument (text) Guitar, Vocals
Record Label Island Records
Associated Acts Papercranes, Aleka's Attic
Clothes Size 8
Tamaño del zapato 11
Official Websites www.river-phoenix.org/
Padre John Lee Bottom
Madre Arlyn Phoenix (Sunday December 31,1944-Present) (Commonly Known As Heart Phoenix, Is The Mother Of Actors River, Rain, Joaquin, Liberty, And Summer Phoenix.)
Hermano Joaquin Phoenix (Actor)
Sister Rain Bottom, Liberty Bottom, Summer Bottom, Jodean Bottom (half-sister)
Amigo Flea, Sidney Poitier, Chad Smith, John Frusciante, Harrison Ford, Keanu Reeves, Anthony Kiedis
Associated People Keanu Reeves, Sidney Poiter
Favorite Places New York, Los Angeles, San Francisco, Miami, Las Vegas
Favorite Foods Vegan

River Jude Phoenix (né Bottom August 23, 1970 – October 31, 1993) was an American actor, musician, and activist.


How River Phoenix died

The stunning actor, who was nominated for Oscars too, met his tragic end due to a drug overdose in West Hollywood in October 1993. At the time of his death, he was shooting for film ‘Dark Blood,’ which was released 19 years later, in 2012.

Musician Bob Forrest in his memoir ‘Running With Monsters’ (Crown Archetype, available now), recalled the night of River’s death. He wrote that River felt he was suffering from an overdose in the moments before his final collapse. In the book, Forrest recalls being at Johnny Depp’s nightclub The Viper Room which is where River’s collapse happened. Following a performance by the then-budding musician in River and Red Hot Chili Peppers guitarist John Frusciante, Forrest wrote, “Somebody broke out the coke and passed it around. River was obviously wasted and was as unsteady as a boxer who had taken one too many headshots during a 15-round bout.” He further wrote, “His complete lack of motor skills made me think he was drunk. Heroin will make users lean when they stand still, but you almost never see them stumble and fall.”

Joaquin Phoenix (L) and Rooney Mara applaud during the Closing Ceremony of the 70th annual Cannes Film Festival at Palais des Festivals on May 28, 2017 in Cannes, France. (Getty Images)

Forrest recalled how River approached him that night admitting he might have been undergoing a drug overdose. “It was great fun until I felt a hand tap my shoulder and turned to see River. He was a whiter shade of pale,” Forrest wrote. Forrest was doubtful that River was overdosing but offered to take him home. However, River declined it saying he felt better. Moments later, a commotion erupted in the club and Forrest rushed to the door to find Phoenix’s girlfriend, actress Samantha Mathis, screaming as her boyfriend convulsed on the sidewalk. He was taken to Cedars-Sinai Medical Center where he breathed his last and bid a farewell to the world.


The untold story of River Phoenix, 25 years after his death

On the night of October 30th, 1993, River Phoenix, his girlfriend, the actor Samantha Mathis, and his siblings Leaf (now known as Joaquin) and Rain, walked into the Viper Room, the Los Angeles club owned by Johnny Depp. Mathis thought they were there only to drop off his little brother and sister, “but when we arrived he said to me, ‘Oh, there are some people playing music tonight in the club who want me to play with them. That’s okay, right?’ ” she says.

It wasn’t okay with her: she thought they would be going straight to her house. “I knew something was wrong that night, something I didn’t understand. I didn’t see anyone doing drugs, but he was high in a way that made me feel uncomfortable. I was in way over my head,” she says. But she knew he wanted to stay, and thought it wouldn’t be long – after all, some of his stuff was in the boot of her car. Instead, she says, starting to cry, “Forty-five minutes later he was dead.”

Next week is the 25th anniversary of that night, when the young actor who had always taken care to eschew all the usual celebrity cliches died the most cliched death of all, on Sunset Boulevard at the age of just 23. Phoenix had always hated fame but considered its one potential benefit was that he could use it for good and change the world, talking urgently in every interview about vegetarianism and the environment. It is a template many have tried to copy, but none succeeded like Phoenix, because he believed in his ideals more intensely than most people believe in anything.

This was the boy who once ran out of a restaurant in tears because his girlfriend, the actor and activist Martha Plimpton, ordered seafood. He was never entranced by the glitz of his own celebrity when he was nominated for an Oscar in 1989, for his performance in Running on Empty, a journalist on the Oscars red carpet said to him, “It’s easy to get caught up in the Hollywood hoopla, isn’t it?” “Mmm, not for me, it isn’t,” he replied, looking a little surprised by the question. But reacting against success can be as risky as embracing it, because it can elide into self-loathing and confusion.

“I wish I could go someplace where nobody knows me,” he sobbed in his breakout performance in Stand By Me. After he died his mother, Arlyn (known as Heart), told don magazine that her son shared that sentiment: “As River grew, he did become more and more uncomfortable being the poster boy for all good things. He often said he wished he could just be anonymous. But he never was. When he wasn’t a movie star, he was a missionary. There’s a beauty in that – the man with the cause, the leader – but there’s also a deep loneliness.”

Unlike most stars who die young, Phoenix isn’t just associated with early death he is also associated with precocious talent. Every young actor, from Leonardo DiCaprio to Timothée Chalamet, who shows early promise gets compared to Phoenix.

“When River came in to audition it was obvious that he was just an amazing, amazing talent. He could play instruments, he was so bright and brilliant, he could do anything, really,” says Rob Reiner, who directed Phoenix in Stand By Me. Yet as talented as Phoenix was, Reiner had to coax the then 15-year-old to show his pain instead of bottling it inside.

“I said to him, ‘I want you to think about a time when someone, an adult who is important to you, let you down.’ He nodded and went away to think for a few minutes. los next take, in which he’s crying, is the one that’s in the movie. He never told me what he thought about – I assumed maybe one of his parents, but I don’t know. And when I watch the movie now, when he disappears at the end, it’s just very, very sad,” Reiner says.

Of the four child actors in the movie, only two – Wil Wheaton and Jerry O’Connell – got to adulthood unscathed. Phoenix and Corey Feldman – who has said he was sexually abused by someone in the film industry – were less lucky. I ask Reiner if he thinks that reflects the fate of child actors in general, that there’s a 50/50 chance they will turn out okay.

“I don’t know if it’s reflective of child actors exactly, but more about whether child actors have enough of a familial foundation to withstand the difficulties. When I saw Leonardo DiCaprio in This Boy’s Life y What’s Eating Gilbert Grape? I thought, Wow, this kid is insanely talented if he doesn’t have some kind of familial moorings he’s going to fall off the deep end. So when we made The Wolf of Wall Street I told him I’d been worried about him. He said, ‘Even though my parents divorced, I always had a good relationship with both of them.’ So he had that secure foundation,” Reiner says.

Phoenix also seemed to have a strong family connection during Stand By Me, so Reiner didn’t worry about him. “He had his mother there with him, and all his siblings, they were all there,” Reiner says, then pauses. “But I knew his father had problems with alcohol or something. I knew there were problems there.”

It is always a mistake to confuse an actor with his roles, but it is impossible not to notice that all of Phoenix’s best performances involved him playing a character with a complicated family background. En My Own Private Idaho, probably his greatest performance, he played Mike, a street hustler looking for his mother, who says, “If I had a normal family, and a good upbringing, then I would have been a well-adjusted person… Didn’t have a dog or normal dad anyway, yeah. That’s all right. I don’t feel sorry for myself. I mean, I feel like I’m, you know, well-adjusted.”

Then there was Running on Empty, about a lonely teenager trapped in his family’s off-grid lifestyle. En The Mosquito Coast he played the son of a man determined to build a Utopia in Central America. En Stand By Me his character resented being defined by his family’s reputation.

Relacionado

This content has been blocked due to your cookie preferences. To view it, please change your settings and refresh the page

This content has been blocked due to your cookie preferences. To view it, please change your settings and refresh the page

Back in the 1980s it was known that Phoenix had an eccentric childhood, but, in retrospect, it feels as if few appreciated just how extraordinary it was. His parents, John and Arlyn, were travelling countercultural hippies, and when River was only three the family joined the Children of God, a Christian cult that believed, among other things, that sex without boundaries was a form of love. (Rose McGowan was also raised in the cult.) The family moved from Venezuela to Mexico to Puerto Rico to spread the word of the cult, and Phoenix was sent out as a child to busk to raise money for food. He was also, he later said in an interview, sexually abused when he was four years old. Phoenix almost never discussed the Children of God, but his mother quoted him as diciendo, “They’re disgusting. They’re ruining people’s lives.”

The family was so entrenched in the cult that John was designated “archbishop of Venezuela”, but eventually they left it and moved back to the United States. Phoenix never went to school instead his mother contacted the casting director at Paramount, and Phoenix began working at the age of eight. His siblings, Rain, Joaquin, Liberty and Summer, soon followed suit.

“We kind of miss [having a normal childhood] sometimes, missing our friends, but when we go some place we get to meet other people. But then you have to say goodbye to them,” the 13-year-old Joaquin told a journalist in 1987, when a TV crew visited the family home in Florida.

“I think the opportunities [in film] are just amazing, the things they’ve gotten to do and gotten confidence. I think they’re pretty much [normal] children,” Heart said with a smile.

The family was loving and close, but John was complicated. In photographs of him from the 1980s he is the spitting image of Joaquin, and River reportedly saw him more as a little brother than a paternal figure. John had problems with alcohol, and from an extremely young age Phoenix felt as if he, not his father, had to support the family.

“River said to me in that last year, ‘I just have to make one more movie to put away enough money so my youngest sister can go to college,’” Mathis says. “I don’t know if that was true, but I remember him saying that.”

Mathis is talking to me on the phone from her apartment in New York. So much has been written about Phoenix over the years, but Mathis, who was with him when he died, has never spoken about him in depth before. “Except to my therapist,” she says, with a rueful laugh. Partly this has been out of respect for others who loved him, and partly because she was so traumatised by his death that she blocked out a lot of memories. But she recently saw, for the first time since Phoenix died, The Thing Called Love, his last completed film, in which they costarred, and it got her thinking about things she hadn’t thought about in decades. So when she got a message from me soon afterwards saying I wanted to talk to her, it felt, she says, “like the universe wanted me to talk about him.

“We met when we were both 19, and he bummed a cigarette off me in an LA club. This sounds incredibly cheesy, but I knew I would be with him one day. It just felt fated between us, and there was such chemistry,” she says. Three years after that first encounter Mathis’s premonition came true when they were cast in The Thing Called Love.

“I think we recognised something in each other,” she says. Mathis had been raised by a single mother and had been acting since she was a teenager. “We came from very different families, but perhaps there were some broken parts in each other we recognised. We found safe harbour.”

After Phoenix died various people who knew him talked about how they had seen the famously clean-living actor slipping into drug abuse over the years. Mathis, however, remembers his final year as very simple and happy, recalling the times they stayed with his family in Florida and Costa Rica, where they played music and cooked vegetarian food. “We just hung out with his siblings and got to be kids,” she says, crying again. “He was so good at hanging out.”

Perhaps in the absence of a father figure, Phoenix filled his life with quasi big brothers who tried to help him: Dermot Mulroney was one, Dan Aykroyd another Phoenix and Mathis stayed with the latter for a time at his place in Canada. Aykroyd had lost his best friend, John Belushi, to a drug overdose just over a decade earlier, and he reportedly urged Phoenix to stay away from drugs. Michael Stipe, of REM, was another. “We met through my sister,” says Stipe. “She’d moved to Florida and became familiar with the whole family. I would visit her and hang out with them, and I have two sisters who I love very much, but River was like my little brother. We’re exactly 10 years apart, and he really did feel like a brother to me.”

Phoenix’s mother had moved the children to Florida as they became more successful, to keep them away from the seedier elements of Los Angeles life. But Phoenix still saw it as his role to save people, and as he started hanging out with various creative people in the city he tried to help them come off heroin, going so far as to get one particular individual into rehab. “But when he needed help they didn’t help him. In fact, in some cases, it was the opposite,” Mathis says. She says Phoenix was, as far as she knows, sober during their time together, “but I was very young then. In the days before he died, though, I knew something was going on.”

According to the 2013 book Running with Monsters, by Phoenix’s friend Bob Forrest, Phoenix had spent the previous days on a huge drugs binge with the Red Hot Chili Peppers’ guitarist John Frusciante. River “stayed with John for the next few days, and probably didn’t get a minute of sleep. The drug routine stayed pretty consistent for all of us. First, smoke crack or shoot coke directly into a vein for that 90-second, electric brain-bell jangle. Then shoot heroin to get a grip and come down enough to be able to carry on a conversation for a few minutes before you start the cycle again,” Forrest wrote.

On the night of October 30th, 1993, when Mathis realised Phoenix wanted to stay at the Viper Room, she went to the bathroom. “I knew he was high that night, but the heroin that killed him didn’t happen until he was in the Viper Room. I have my suspicions about what was going on, but I didn’t see anything,” she says. When Mathis came out of the bathroom she saw what she thought was Phoenix in a scuffle with another man, and the two of them being pushed out of the club’s side door by a bouncer. When she went out on to the street after them, she saw Phoenix drop to the ground and go into convulsions on the pavement. Thankfully, this was before the paparazzi had became ubiquitous, so no one took photographs, but it also meant no one was around to help.

“What have you done? What are you on?” Mathis shouted at the other man.

“Leave him alone, you’re spoiling his high,” he retorted.

Mathis desperately tried to get back into the club to get help, but the side door was firmly shut. So she ran around to the main door, searched through the club for Phoenix’s siblings, and they all dashed outside.

Joaquin called 911 for help in a phone call that would almost immediately be leaked to news stations: “He’s having seizures! Get over here please, please, ’cause he’s dying, please,” the 19-year-old sobbed. Phoenix had already flatlined by the time the paramedics arrived and was pronounced dead at the hospital. He had died from an overdose of cocaine and heroin.

After he died everyone had a theory about how the beautiful boy with such great aspirations had gone so wrong. Today Mathis remembers him as “sensitive and obsessive. He felt things on his heart very deeply.” Plimpton said after he died, “He was just a boy, a very good-hearted boy who was very f***ed up and had no idea how to implement his good intentions.”

Phoenix was younger than James Dean when he died, and his death was at least as seminal for his generation. Before he died he looked like even more of a sure success than Tom Cruise, and his absence made space for other young actors to emerge – DiCaprio, most obviously.

“Leo told me he saw River the night he died, before he went to the Viper Room,” Reiner says. “And that might have been [a warning], because Leo never ever got into drugs.” DiCaprio ended up playing at least two roles that had been intended for Phoenix, taking the lead in The Basketball Diaries y Total Eclipse.

But the reason Phoenix is still revered today is not because of his absence but because he still feels so present. He was such a natural actor that his work remains amazingly undated, and although being a missionary/actor might have cost him personally, to a very large degree he succeeded in his mission. One of the biggest ironies about Phoenix is that he hated celebrity and tried to reshape it, but in doing so he inadvertently coined many of the cliches that now define it: rare is the celebrity today who doesn’t talk about vegetarianism and the environment. He also made being an actor with a side project – his band, Aleka’s Attic – look cool instead of indulgent, because it suggested his creativity could not be contained in one art form. It is almost impossible to imagine, say, Kurt Cobain, who died the year after Phoenix, in today’s celebrity world, but it is extremely easy to imagine Phoenix living on a ranch in Idaho or California, acting in occasional indie movies, urging all of us to look up from our phones and think of the land, the sea and the sky.

“I’m looking at a photo of him now. Oh wow…” Mathis says, briefly trailing off. “I think if River was still here, I think he’d be acting, directing, saving the environment, just living and hanging out. Oh gosh, wouldn’t that be nice?” – Guardian


Ver el vídeo: Joaquin Phoenix talks second chances and providing a voice to the voiceless in Best Actor speech